HOA DIOCESANA DE CÁDIZ Y CEUTA

[hoac.gif]










UNA MIRADA CRISTIANA DEL TRABAJO HUMANO Y EL BIEN COMÚN
¡ACOGE, ABRAZA, CUIDA, ACOMPAÑA...!
LA VIDA DEL MUNDO OBRERO, CON MISERICORDIA Y COMPASIÓN.


¡Bienvenido/bienvenida! al "blog" de la HOAC diocesana de Cádiz y Ceuta.


sábado, 18 de abril de 2009

Campaña andaluza contra la siniestralidad laboral


Lunes 20 de Abril a las 12:30 h en el Parlamento de Andalucía (entrada principal)


Se celebra Rueda de prensa con motivo de la entrega de firmas y entrevista que momentos antes se realizará en el Gabinete de Presidencia del Parlamento, respondiendo a la campaña andaluza contra la siniestralidad laboral, promovida por la Hermandad Obrera de Acción Católica de Andalucía.


Participarán:
  • familiares de víctimas de accidentes laborales de Andalucía.

  • representantes de la Hermandad Obrera de Acción Católica.
C/ San Juan de Ribera, s/n
41009 Sevilla.


El trabajo es para la vida.
Ni un muerto más!

La HOAC de Andalucía contra la
siniestralidad laboral.


Más de mil personas pierden la vida al año en sus puestos de trabajo en España. El año pasado fueron 1.089, sólo 78 menos que en 2007, a pesar del descenso de la actividad económica. Ante este drama silenciado, la HOAC de Andalucía ha dado un paso y ha impulsado una recogida de firmas que pide a los poderes públicos andaluces que actúen.


Precisamente Andalucía fue el año pasado la comunidad con más accidentes de trabajo mortales (171 fallecidos). Para la HOAC de Andalucía. “los accidentes laborales y el deterioro de la salud en el trabajo no son una fatalidad inevitable”, sino que obedecen a “causas concretas” que hay que cambiar.


La siniestralidad laboral representa un drama difícil de comprender ante el progreso técnico y el avance del conocimiento. La muerte de quienes simplemente salen de sus casas para ganarse la vida causa un inmenso sufrimiento en las familias, que muchas veces se quedan desamparadas y desconsoladas, sin recibir respuesta adecuada ni de las empresas, ni de la administración, ni de la Justicia.


Desde hace unos años, las diócesis de Andalucía fueron tomando conciencia de cómo la siniestralidad laboral y la pérdida de salud en el trabajo son expresión de una concepción del mismo que no respeta la dignidad ni la vida de los seres humanos. Es por este motivo que, algunas de ellas, celebran concentraciones cuando un trabajador de su provincia pierde la vida en el tajo.


Es más, durante estos últimos años han emprendido procesos de concienciación, de denuncia y de solidaridad ante la siniestralidad laboral: recogida de firmas en algunas provincias; campañas de sensibilización ante el Día Mundial de la Salud y la Seguridad en el Trabajo (28 de abril) distribuyendo cientos de carteles, colgaduras para balcones y pegatinas con el lema “El trabajo es para la vida. ¡Ni un muerto más!; visitas a empresas en zonas de las provincias donde más altos índices de siniestralidad hay –como las canteras de Macael en Almería-; contacto y cercanía con las propias familias que han perdido a un ser querido por accidente laboral; etc.


Un trabajo que ha acercado este sufrimiento a las Iglesias diocesanas y han llevado a sus obispos este drama humano. El caso de la diócesis de Córdoba es una muestra, donde Monseñor Juan José Asenjo compartió, en una reunión con familiares de los trabajadores muertos en accidente laboral, su dolor y sus anhelos de justicia para que el trabajo sea para la vida. Es mucho lo que la Iglesia, sacramento de Jesucristo, puede seguir haciendo ante el sufrimiento de los hombres y mujeres del trabajo.


Las movilizaciones diocesanas acabaron por convencer a los militantes de la HOAC de Andalucía de la necesidad de coordinar y compartir los esfuerzos. Así fue como se impulsó en Andalucía la campaña de recogidas de firmas, para entregarlas en el Parlamento andaluz en torno al 28 de abril de 2009. Para ello se han distribuido 20.000 dípticos informativos.


Convencidos de que “el incumplimiento de la Ley y las malas condiciones de trabajo ponen en peligro la vida de los trabajadores y trabajadoras”, la HOAC de Andalucía persigue con esta campaña “promover el respeto efectivo de los derechos laborales y combatir la precarización social, mejorar las condiciones de trabajo”.


En varias ciudades andaluzas, algunas parroquias, especialmente sensibles a este asunto, se sumaron a la recogida de firmas, animadas y apoyadas también por sus obispos. Un ejemplo lo tenemos en las cartas pastorales que han escrito en apoyo a esta iniciativa. En una de ellas, el Obispo de Cádiz y Ceuta, recuerda que “las personas somos hijos de Dios y, por ello, la vida de toda persona es un valor sagrado” y, rescata las palabras de la Conferencia Episcopal Española con motivo de Jornada Internacional por la Salud Laboral del año 2000:


“Todos los cristianos debemos implicarnos en la defensa de la vida en el trabajo, porque el compromiso al servicio de la vida obliga a todos y cada uno. Es una responsabilidad propiamente “eclesial”, que exige la acción concertada y generosa de todos los miembros y de todas las estructuras de la comunidad cristiana. Recordamos que, para defender la vida, es necesario que se reconozca la justa escala de valores, la primacía del ser sobre el tener, de las personas sobre las cosas”.


“La Iglesia se siente íntima y realmente solidaria del género humano y de su historia, participa de los gozos y de los sufrimientos de la comunidad humana en la que vive inserta. Por ello no puede permanecer insensible a los grandes problemas humanos, como en este de la siniestralidad laboral”, continuaba Monseñor Antonio Ceballos.


La HOAC de Andalucía ha relanzado la campaña por internet, elaborando un acertado formulario para que todo el mundo que lo deseara, fuera de la región que fuera, pudiera sumarse a la iniciativa de recogida de firmas. El compromiso ante la muerte de un trabajador en estas provincias continúa, por ejemplo con concentraciones cada vez que algún trabajador de su respectiva provincia pierde la vida a causa de algún accidente laboral.


• ¿Qué otros pasos ha dado la HOAC de Andalucía?


Los representantes de la HOAC se entrevistaron el 5 de marzo con el Defensor del Pueblo Andaluz, José Chamizo, para que desde su responsabilidad contribuya también a resolver este grave problema. A la cita acudieron también familiares de las víctimas que pudieron dar testimonio en primera persona de su cruda situación.


Los familiares han tenido una participación muy destacada en esta campaña. No en vano han sufrido pérdidas irreparables, que les causan un dolor inmenso, agravado, en ocasiones, por el silencio y la impunidad. La HOAC de Andalucía tenía claro desde el principio que “hemos de vivir desde la cercanía a las víctimas de los accidentes de trabajo y de la falta de salud laboral”, porque “sólo desde la cercanía a otros podemos reaccionar solidariamente y acabar con lo que provoca el sufrimiento injusto de las personas”. Es más, “sólo desde una acción donde las víctimas sean protagonistas, podemos sacar a la luz este problema y estos muertos olvidados y convertir el dolor de las familias en compromiso solidario, para que otros no pierdan su salud, o a sus seres queridos, por ir a trabajar.”


Entre las peticiones cursadas al Defensor del Pueblo Andaluz se encontraba la agilización de los procedimientos judiciales que atañen a las víctimas de la siniestralidad laboral, la puesta en marcha de medidas de amparo, ayuda psicológica, jurídica y económica, así como su implicación en las acciones de sensibilización sobre los accidentes de trabajo


La Comisión de la HOAC de Andalucía ha planteado una importante cita en Sevilla para el día 25 de Abril: una concentración ante el Parlamento de Andalucía en respaldo a la entrega de más de veinte mil firmas y como expresión, ante la opinión pública, del sentir de este movimiento apostólico obrero, ante la tragedia que supone la siniestralidad laboral. Como culminación de todas las acciones realizadas y en recuerdo de las victimas de accidentes laborales, celebraremos una Eucaristía en la Parroquia de San Leandro, situada en una zona próxima al Parlamento de Andalucía.


Previamente, hubo un encuentro con el Cardenal de Sevilla, Monseñor Carlos Amigo Vallejo, para explicarle el sentido de la campaña. Recibiendo de su parte el respeto y la solidaridad con todos los trabajadores y sus familias, y animándonos a continuar con el trabajo de hacer presente en sus vidas el amor que Jesucristo y la Iglesia les tiene.


También ha habido contacto con diferentes parlamentarios de los grupos políticos presentes en el Parlamento de Andalucía: PSOE, PP e IU, con el fin de concretar su implicación en la concienciación de toda la sociedad andaluza ante un problema tan acuciante como es este de la siniestralidad laboral. Además, se les animó a realizar una Declaración Institucional en torno al Día internacional de la Salud Laboral a favor de la vida en el trabajo y contra la siniestralidad laboral. Invitación que también ha sido cursada a algunos ayuntamientos y diputaciones.


La legitimidad y urgencia de acabar con los accidentes de trabajo parecen fuera de toda duda, más aún si cabe, en unos tiempos en que la crisis económica ha puesto de manifiesto la aberrante confusión de prioridades y valores que ha provocado que el beneficio importe más que los seres humanos. Para la HOAC de Andalucía “es necesario promover la solidaridad para construir una nueva cultura de la vida, poner en primer lugar los derechos de las personas, la cooperación, la solidaridad, especialmente con los empobrecidos”.


Andrés S.Munzón
Presidente de la HOAC de Andalucía