HOA DIOCESANA DE CÁDIZ Y CEUTA

[hoac.gif]










UNA MIRADA CRISTIANA DEL TRABAJO HUMANO Y EL BIEN COMÚN
¡ACOGE, ABRAZA, CUIDA, ACOMPAÑA...!
LA VIDA DEL MUNDO OBRERO, CON MISERICORDIA Y COMPASIÓN.


¡Bienvenido/bienvenida! al "blog" de la HOAC diocesana de Cádiz y Ceuta.


miércoles, 29 de septiembre de 2010

OTRA IGLESIA ES POSIBLE, por Joaquín Perea, publicado por Ediciones HOAC



Ediciones HOAC,

ha publicado un nuevo libro que tiene como título de:

«Otra Iglesia es posible»
Eclesiología práctica para cristianos laicos

cuyo autor es:
Joaquín Perea González,




La última novedad de Ediciones HOAC: el libro «OTRA IGLESIA ES POSIBLE». Cuyo autor es Joaquín Perea González (nacido 1932 en Barakaldo, Bizkaia). Joaquín, es presbítero diocesano de Bilbao, fue formador en el Seminario de Derio, profesor de Teología Fundamental y de Eclesiología en ese centro y en la Facultad de Teología de la Universidad de Deusto. Vicario episcopal del obispo Mons. D. Antonio Añoveros. Posteriormente fue profesor y Director del Instituto Diocesano de Teología y Pastoral de Bilbao. Es presidente del Consejo de dirección de la revista “Iglesia Viva” . Trabaja como presbítero en la parroquia de San Fernando de Bilbao. Su autor en la reseña que hace del libro nos dice:
    «El título no debe dar lugar a equívocos. No pretendemos inventar ahora una Iglesia que no sea la de Jesús. Desde el primer momento queda claro en este libro qué Iglesia quiso Jesús, que ella es un ser viviente y que, como todo auténtico ser viviente, es igual a sí misma precisamente en su constante renovación. Y ésa es la gran tarea que nos ha tocado a nosotros. Tras un primer esplendor en el inmediato posconcilio, las fuerzas conservadora han ido apoderándose de los resortes del poder eclesiástico, han ido “reconduciendo” el Concilio hacia posiciones preconciliares maquilladas de modernidad en las palabras y están deshaciendo el sueño de una radical adecuación del proyecto de Jesús. Por eso se afirma que otra Iglesia es posible, distinta de la que se nos presenta públicamente a través de órganos institucionales que asumen una autoridad y un protagonismo de sujetos que sólo pertenece a la totalidad del pueblo de Dios. Pero el título no debe dar lugar a equívocos ya que no pretende inventar ahora otra Iglesia que no se la que quiso Jesús».



El libro consta de 330 páginas y su PVP es de 14 €

Los pedidos los podéis realizar a Ediciones HOAC

C/ Alfonso XI, 4, 4ª (28014 Madrid)

Tlf 91 701 40 80 - fax 91 522 74 03

difusion@hoac.es

http://www.edicioneshoac.org/


Este libro es una muy buena contribución a esa tan necesaria renovación y conversión, tanto personal como comunitaria, a la que como Iglesia estamos llamados. Aborda aspectos tan centrales como la promoción del laicado y su corresponsabilidad, el dinamismo misionero de nuestras parroquias, las formas de vida que la Iglesia queremos testimoniar, la extensión del espíritu del Concilio Vaticano II. Y todo ello desde un profundo amor a la Iglesia.


Este es un motivo, para animarnos todos y todas a seguir en la apasionante tarea de difundir la Buena Noticia.



Algunas reseñas de comienzo de algunos capítulos y el final del epílogo


Cap. III.- La imagen de Iglesia del Concilio Vaticano II

Veinte siglos después de que el profeta nazareno lanzara aquel movimiento que se constituyó en Iglesia, ésta se reunión en Roma para reflexionar sobre sí misma, con objeto de reajustar su fidelidad al proyecto del fundador. El Concilio Vaticano II puso en marcha nuevos impulsos y produjo efectos transformadores, unos deseados y planificados, otros imprevistos, impredecibles en su día. Desató un proceso que ha sacudido profundamente la identidad eclesial, causando gran conmoción, no sólo pastoral, sino también eclesiológica. En el pueblo cristiano existe hoy la conciencia de una ruptura con líneas concretas de un pasado eclesial todavía reciente. Se han interpuesto dificultades y resistencias en la verificación de la eclesiología del Concilio, resurgen tensiones análogas a las que existieron durante su desarrollo.


Cap. IV.- La Iglesia en el mundo actual. Presencia y tareas

Basándose fundamentalmente en la constitución conciliar sobre la Iglesia, Gaudium et spes (GS), trata de mostrar cómo ha de situarse y actuar la comunidad cristiana en la sociedad actual, en el mundo de hoy. Frente a las tendencias extremas del espiritualismo desencarnado y del secularismo sin visión trascendente, se intenta señalar el punto exacto de equilibrio en el que la Iglesia se hace presente y actúa en el mundo.


Cap. V.- «Evangelizar, la dicha y vocación propia de la Iglesia» (Pablo VI)

El sujeto adecuado de la evangelización misionera es la Iglesia como tal, en toda su riqueza y complejidad. La exhortación apostólica Evangelii nuntiandi de Pablo VI lo dejó suficientemente sentado (núm. 13-16). La Iglesia nace de la acción evangelizadora de Jesús y de los apóstoles. Es enviada por Él a evangelizar.

La Iglesia se realiza como tal en el proceso de anunciar la Buena Noticia y realizarla con hechos y palabras. Aquí se encuentra la identidad de la Iglesia: en evangelizar. La Iglesia en toda su complejidad, es decir, el conjunto de la realidad eclesial, tanto en sus instituciones como en sus comunidades, los mismo en su libres agrupaciones sociales que en sus movimientos, organizaciones, estructuras confesionales. A todo ese conjunto corresponde la tarea y misión, la dicha y vocación de evangelizar.

Es enorme la amplitud y dificultad de semejante tarea. Nosotros nos centraremos en indicar algunas orientaciones de fondo que sean expresión de un talante y puedan alimentar la mística propia de la evangelización misionera que corresponde a nuestros militantes cristianos. Con tal espíritu ha de emprenderse desde la base una profunda reforma que abandone viejas estructuras anquilosadas, heredadas de otras épocas, que dificultan la evangelización misionera. Sin dicha reforma nuestro mensaje no será oído, no tendrá credibilidad.


Cap. VIII.- La difícil pero necesaria comunión eclesial

En el nº 36 de la encíclica Tertio milenio adveniente, Juan Pablo II proponía a la Iglesia un serio examen de conciencia como preparación para la celebración del Jubileo del año 2000. Entre otros puntos, el Papa pedía que miremos a la recepción del Concilio, ese gran don del Espíritu a la Iglesia. Y ahí preguntaba textualmente:
    «¿Se consolida, en la Iglesia universal y en las Iglesias particulares, la eclesiología de comunión de la Lumen gentium, dando espacio a los carismas, los ministerios, las varias formas de participación del Pueblo de Dios…?» (Tertio milenio adveniente 36.5).

Escuchando esta llamada a revisar nuestra vivencia de la comunión eclesial, se dedica este capítulo un esfuerzo de reflexión que permite clarificar algunos criterios teológicos acerca de la comunión eclesial y, sobre todo, aplicarlos a nuestra experiencia espiritual y pastoral.

La comunión es una realidad cristiana central que necesita ser penetrada, reflexionada y responsablemente asumida. Su noción y su contenido pertenecen al bien más antiguo y tradicional de la Iglesia.


Cap. XI.- Parroquia, comunidad misionera: ¿una utopía?

Durante los años del inmediato posconcilio se repetía bastante en congresos, semanas o jornadas pastorales el título del presente capítulo en su parte afirmativa. Poco tiempo después el desarrollo de las cosas suscitó una llamada al realismo, que es expresaba en la segunda parte del mismo título. En las páginas que siguen en el libro, se pregunta si es posible, y bajo qué condiciones, la conexión armónica de esas tres realidades: la parroquia, la comunidad cristiana y la evangelización misionera.


Cap. XII.- La renovación pendiente de la Iglesia. Una agenda de transformación evangélica para el siglo XXI

Recién comenzado el tercer milenio de su historia, la Iglesia se encuentra en el umbral de una época nueva y desconocida que le produce incertidumbre y temor. Ante el futuro que se abre ante nosotros, muchos cristianos preguntan con preocupación: Iglesia, ¿a dónde vas?

Evidentemente, el futuro de la Iglesia del que hablamos no es su futuro absoluto. Este es Jesucristo, el que era, el que es y el que viene; hacia Él converge la historia humana y la historia de la salvación. Hablamos del futuro histórico de la Iglesia, que conoce aquí abajo períodos de esplendor y de declive. No es posible siquiera asomarse al campo inmenso de aspectos que conlleva el enunciado del presente capítulo. La consideración de realidades tan diversas como las que se refieren a la Iglesia de los cuatro vientos, los dispares problemas que afectan a las Iglesias del sur y a las del occidente euroamericano, los desafíos de la globalización, de la interculturalidad, del pensamiento posmoderno, etc., son de tal calibre que desaniman al más ingenuo o al más osado. Solo tenemos que pensar en que, como algunos han afirmado, el cambio de figura de la Iglesia de nuestro tiempo puede compararse y aún superar a los cambios radicales que se dieron en los siglos V, XI y XVI. Por ello, nuestra pretensión es mucho más modesta: trataremos sólo algunas cuestiones que afectan de manera más cercana a la Iglesia de nuestro país.

Una respuesta a aquella pregunta no se puede dar sin preguntarse primero por las raíces más profundas de la actual situación crítica y sin reflexionar sobre ella a la luz de la teología.


EPÍLOGO

En este nuevo nacimiento de la Iglesia todos tenemos que proporcionar ayuda para el alumbramiento, aunque en última instancia la obra corresponde a la fuerza del Espíritu. Desde los primeros días de la historia del pueblo de Dios ha sido siempre el Espíritu el que ha realizado nuevos comienzos, porque los planes de Dios no se ajustan a nuestros planes. Seguir el plan de Dios significa fiarse de sus promesas y en el interior de lo humanamente imprevisible seguir adelante, ser sostenidos y guiados con conocimiento y certezas.

Así pues, fiarse del Espíritu de Dios y creerle capaz de dar un nuevo rostro y figura a la Iglesia es el mandamiento decisivo de la hora eclesial presente. Porque «Dios no nos ha dado un espíritu cobarde, sin un espíritu de energía, amor y buen juicio. No tengas miedo de dar la cara por Nuestro Señor» (2 Tim 1,7-8)




ÍNDICE TEMÁTICO DE LOS CAPÍTULOS


INTRODUCCIÓN

Cap. I. Repensar la Iglesia desde la experiencia cristiana

Cap. II. ¿Quiso Jesús una Iglesia? La Iglesia que Jesús quería
             Ver: El debate sobre la intención de Jesús de fundar una Iglesia
             Juzgar: Los datos del Nuevo Testamento explican el proyecto de Jesús
             Actuar: Cómo el origen orienta el proceder en el presente

Cap. III. La imagen de Iglesia del Concilio Vaticano II
             Ver: Una mirada a la situación
             Juzgar: Algunos núcleos clave de la imagen conciliar
             Actuar: Para poner en práctica el proyecto conciliar

Cap. IV. La Iglesia en el mundo actual. Presencia y tareas
             Ver: Puntos de partida en la propia experiencia eclesial
             Juzgar: Presencia y actuación de la Iglesia en el mundo como signo de salvación
             Actuar: Algunos criterios de orientación

Cap. V. «Evangelizar, la dicha y vocación propia de la Iglesia» (Pablo VI)
             Ver: La credibilidad del sujeto eclesial, cuestionada
             Juzgar: Afirmaciones acerca de la evangelización
             Actuar: Propuestas para renovar nuestra acción evangelizadora

Cap. VI. La Iglesia local, Iglesia católica
             Ver: Crisis de la Iglesia local
             Juzgar: Fundamentos teológicos de la Iglesia local
             Actuar: Consideraciones de carácter pastoral

Cap. VII. La misión de los laicos en la Iglesia y en el mundo
             Ver: Situación del laicado después del Concilio Vaticano II
             Juzgar: Reflexión teológica
             Actuar: Para recuperar la condición de sujeto

Cap. VIII. La difícil pero necesaria comunión eclesial
             Ver: Problemática en torno a la comunión
             Juzgar: Reflexión teológica sobre la comunión
             Actuar: Condiciones prácticas para vivir la comunión en la Iglesia

Cap. IX. La autoridad en la comunión eclesial
             Ver: Avances y disfunciones actuales de la autoridad y de la institución
             Juzgar: Reflexión eclesiológica sobre la autoridad eclesial y sus problemas
             Actuar: Para un adecuado ejercicio de la autoridad en la Iglesia

Cap. X. Corresponsabilidad, participación, sinodalidad, democratización en la Iglesia
             Ver: Una problemática candente y compleja
             Juzgar: Reflexión eclesiológica
             Actuar: Para estimular las instituciones de corresponsabilidad

Cap. XI. Parroquia, comunidad misionera: ¿una utopía?
             Ver: Descripción de la situación
             Juzgar: Reflexión teológica sobre la parroquia y la comunidad eclesial
             Actuar: Para construir la parroquia comunitaria y misionera

Cap. XII. La renovación pendiente de la Iglesia.
             Una agenda de transformación evangélica para el siglo XXI
             Ver: Para un diagnóstico global acerca del presente
             Juzgar: Hacia qué futuro podemos y debemos caminar
             Actuar: Cómo nos comprometemos para alcanzar el futuro deseado

EPÍLOGO




Ediciones HOAC

Ediciones HOAC es una editorial comprometida con la misión de la HOAC:
la evangelización del mundo obrero hoy

Sus publicaciones están orientadas a despertar la conciencia de las mujeres y hombres
ante los retos e interpelaciones que el mundo moderno presenta a la fe cristiana
en los aspectos sociopolíticos que de ella se deriva.



Otra Iglesia es posible
 
Otra Iglesia
es posible


14,00 €




Haga "click" aquí
dialogando
 
Dialogando con Rovirosa


1,00 €




Haga "click" aquí
No hay territorio comanche para Dios
 
No hay territorio comanche para Dios


14,00 €





Haga "click" aquí
Obras Completas. Guillermo Rovirosa
 
OBRAS COMPLETAS
Guillermo Rovirosa


OFERTA
OBRAS COMPLETAS


120,00 €
 
Haga "click" aquí