HOA DIOCESANA DE CÁDIZ Y CEUTA

[hoac.gif]










UNA MIRADA CRISTIANA DEL TRABAJO HUMANO Y EL BIEN COMÚN
¡ACOGE, ABRAZA, CUIDA, ACOMPAÑA...!
LA VIDA DEL MUNDO OBRERO, CON MISERICORDIA Y COMPASIÓN.


¡Bienvenido/bienvenida! al "blog" de la HOAC diocesana de Cádiz y Ceuta.


sábado, 11 de julio de 2009

EL OBISPO VISITA A LOS PARADOS ENCERRADOS EN SANTO DOMINGO



El Obispo de la diócesis de Cádiz y Ceuta, D. Antonio Ceballos Atienza, acudió el viernes 10 de julio, a visitar a los parados que están encerrados en el convento de Santo Domingo desde el pasado miércoles para protestar por la falta de salidas laborales. Ceballos Atienza quiso así mostrar su solidaridad con los cerca de 25 desempleados que pasan todos los días y las noches en el claustro del convento. La Iglesia ha dado su apoyo a este movimiento de personas, que se ha dividido en dos grupos: algo menos de 30 permanecen en Santo Domingo y el resto de sus compañeros se manifiestan en San Juan de Dios.


El Obispo llegó al convento dominico en compañía del vicario general, Guillermo Domínguez Leonsegui, sobre las 10:30 horas. A su llegada, los desempleados le saludaron con una enorme muestra de agradecimiento.


El Obispo se interesó por el estado anímico de esta treintena de padres de familias y les tranquilizó con palabras de esperanza, recordándoles que Caritas diocesana, estaba al corriente de todo lo acaecido y dispuesta a colaborar en medidas de recaudación de alimentos.







Fuente: DIARIO Bahía de Cádiz



Parados de la construcción
se encierran en el convento de Santo Domingo
como medida de presión, demandando trabajo

10/07/2009. Redacción


Desde la tarde noche del miércoles 8 de julio, cerca de treinta personas, en su gran mayoría parados de la construcción, están encerradas en el patio trasero de la iglesia de Santo Domingo de Cádiz. Son integrantes de la autodenominada Plataforma de Parados de Cádiz, que desde principios de junio se manifiestan en las calles de la capital –principalmente a las puertas del Ayuntamiento- demandando trabajo, y sobre todo teniendo en cuenta las numerosas obras públicas que se están llevando a cabo en la ciudad gracias a los fondos anticrisis del Gobierno central y la Junta.

Estos desempleados han decidido encerrarse “al no ser escuchados pero sí ofendidos” por las administraciones públicas con quienes se ha tratado estas semanas.

“Nuestra rabia e impotencia frente al poder administrativo nos obliga a someternos a acciones extremas”, apunta la Plataforma en un comunicado al que ha tenido acceso DIARIO Bahía de Cádiz, en el que se muestra además indignación “al llegar a nuestros oídos que no estamos cualificados para realizar el trabajo que hemos estado haciendo desde que comenzamos nuestra vida laboral. Ahora que Cádiz está siendo restaurada gracias a las inversiones públicas para erradicar el paro, resulta que el gaditano es discriminado por las autoridades competentes de Cádiz”.

Las intenciones de la Plataforma –que no tiene apoyo sindical- son claras: “que se tome en cuenta la necesidad de trabajar que tenemos los encerrados, los compañeros de San Juan de Dios que mantienen allí las protestas, al igual que cientos de gaditanos”.

Asimismo, se remarca la alternativa para reducir el paro que se propone desde este colectivo: una empresa pública para el mantenimiento urbano y la rehabilitación de la ciudad.

“Somos conscientes de que, desde hoy a 2012, la ciudad va a ser preparada para la conmemoración del Bicentenario de nuestra constitución. Ello debe dar oportunidad al gaditano para no tener que emigrar y poder vivir en su ciudad natal, como es deseo de cualquiera. Esperamos y deseamos ser escuchados y tenidos en cuenta para que ‘brote el verde’, y que la solución no sean contratos de tres meses para ser silenciados, sino que logremos crear algo con iniciativas de futuro para los que estamos y están por llegar”.

La Plataforma de Parados de Cádiz concluye que los gaditano “no sólo servimos para agradar al mundo en carnavales, o para incrementar el número de desempleados. También tenemos el derecho de gozar de un trabajo digno, como viene recogido en tan ‘gloriosa’ Constitución”.

También se indica que cualquiera que quiera manifestar su apoyo a los concentrados, las puertas de la iglesia se abren todos los días de 12 a 14 y de 20 a 22 horas para recibir comida y a sus familiares.

● SOLIDARIDAD DEL OBISPO

En este sentido, el Obispo de la diócesis de Cádiz y Ceuta, Monseñor Antonio Ceballos Atienza, se personó en la mañana del viernes día 10, en el Convento de Santo Domingo para mostrar su solidaridad y apoyo a los desempleados que permanecen encerrados como medida de presión.

Uno de los parados informó al obispo de que en la noche del miércoles, tras iniciar el encierro en el interior del Convento, decidieron ubicarse en el claustro, para no molestar con su presencia a la normalidad en los cultos que se celebran en la Iglesia.

Estos gaditanos han colocado colchones y sacos de dormir y han establecido turnos de vigilancia y limpieza para mantener el claustro y los servicios en perfectas condiciones.

El Obispo se ha interesado por el estado anímico de esta treintena de padres de familias y les ha tranquilizado “con palabras de esperanza”, recordándoles que Caritas diocesana, estaba al corriente de todo lo acaecido y dispuesta a colaborar en medidas de recaudación de alimentos.







NOTA:

Para contactar con las personas encerradas, informarse o expresar su apoyo, pueden utilizar los siguientes números de teléfono:





  • Primi 606.178.816



  • Daniel 666.827.406



  • Alejandro 667.034.855







empleo Plataforma de parados



El claustro como dormitorio


Una treintena de parados gaditanos se
disponía ayer a pasar con sacos de dormir
su segunda noche de encierro como protesta
en el convento de Santo Domingo


Emilio López / Diario de Cádiz 10.07.2009



Una treintena de parados gaditanos se disponían en la tarde de ayer a pasar su segunda noche encerrados en el convento de Santo Domingo, una medida de presión que iniciaron el miércoles en demanda de empleo en la ciudad.

Mientras otro grupo, perteneciente también a la denominada Plataforma de Parados Gaditanos 2009, continua manifestándose cada mañana en la plaza de San Juan de Dios, ante el Ayuntamiento, lo que vienen llevando a cabo desde el pasado junio, acudiendo también por la tarde a las puertas del santuario dominico en apoyo a sus compañeros encerrados.

Daniel Castiñeira, uno de los portavoces de la plataforma, declaró que en la noche del miércoles, tras iniciar el encierro en el interior de la iglesia y después de hablar por teléfono con el prior del convento, fray Pascual Saturio, que se encuentra en Granada en el Capítulo Provincial de la Orden, decidieron trasladarse al claustro del convento para no afectar con su presencia la normalidad en los cultos que se celebran en el templo.

Asimismo señaló que los encerrados se había provisto de colchones y sacos de dormir y establecido también unos turnos de limpieza para mantener el patio y los servicios a punto.

Castiñeira resaltó igualmente la colaboración que a lo largo de la jornada habían recibido de los almaceneros del barrio de Santa María, así como del Horno La Gloria, que les había facilitado alimentos, además de sus propias familias.

A este respecto indicó que están intentado que acceda al claustro el menor número posible de personas y que las visitas se reduzcan a sus familias. También dijo que el encierro es indefinido y que su intención es abandonarlo cuando consigan un empleo.

Por otro lado, sus compañero prosiguen concentrándose cada mañana ante el Ayuntamiento y ahora acudiendo también a las puertas de Santo Domingo en apoyo a los encerrados.

Junto con sus movilizaciones los parados han expuesto su situación de desempleo tanto a responsables de todas las administraciones, además de demandar que en las obras que se desarrollan en la ciudad se contrate a parados gaditanos, Por otra parte, el pasado día 2 llevaron a cabo igualmente una manifestación que recorrió toda la Avenida desde el Complejo Ciudad de Cádiz, para terminar ante el Ayuntamiento.

Todas las acciones de protesta han tenido un carácter pacífico, sin ningún tipo de incidente.






Protestas entre letanías

Los desempleados de la Plataforma de Parados de Cádiz son acogidos con los brazos abiertos en la iglesia de Santo Domingo



10.07.09 - JESÚS A. CAÑAS "LA VOZ DIGITAL" DE CÁDIZ



María Teresa desgrana una a una las cuentas del rosario mientras mira a la Virgen. Los trabajadores en paro ocupan el centro de sus plegarias a la Patrona. A escasos 30 metros, Daniel Castiñeira la mira con curiosidad. Él y sus 24 compañeros de la Plataforma de Parados de Cádiz llevan ya muchas horas encerrados en la iglesia de Santo Domingo como forma de protesta ante su condición de desempleados y han pasado su primera noche. Todos tenían pensado desde hace tiempo enclaustrarse en el templo que cobija a la Patrona de Cádiz.


El miércoles, el grupo decidió llevar su idea a la práctica y la respuesta no puede haber sido más positiva para ellos. Dominicos, feligreses, cofradías y vecinos les mostraron su apoyo desde el principio. «La casa de la Virgen siempre ha estado abierta a los trabajadores», explica Pascual Saturio, prior del convento.


El encierro comenzó con la misa de las siete de la tarde. «Vimos cómo la iglesia se llenaba con más gente de lo habitual», explica el sacristán. Al final de la eucaristía, los dominicos preguntaron a los trabajadores sobre sus intenciones. Cuando los desempleados se explicaron, la comunidad dominica les les invitó a pasar al claustro. «Allí están más cómodos y no entorpecen los cultos», explica el padre Pascual. Sin embargo, los trabajadores han decidido acudir a las misas «como forma de agradecimiento a los dominicos».


Nada más desembarcar en el templo, los feligreses hicieron piña en torno a los trabajadores. «Estábamos preparando un altar provisional para el Señor cuando nos enteramos de que muchos de los parados no tenían qué comer y nos ofrecimos a darles las cenas», explica Adolfo Vigo, hermano mayor de la Sagrada Cena. Fueron los primeros, pero no los únicos. Los vecinos, el Horno la Gloria o los bares de la zona ya les prestan su ayuda. Los desempleados se quedarán todo el tiempo que necesiten. Saturio lo deja claro: «Cuando todas las puertas se nos cierran sólo nos queda llamar a las del Cielo».






Un grupo de parados
inició ayer un encierro
en la iglesia de Santo Domingo


Pertenecen a la plataforma que viene
movilizándose desde principios de junio

Emilio López / Diario de Cádiz 09.07.2009



Un grupo de parados, pertenecientes a la plataforma que desde principios del pasado junio viene movilizándose en demanda de empleo, inició ayer un encierro en la iglesia de Santa Domingo.

Los portavoces manifestaron que con el encierro llevan a la práctica otro tipo de movilización tras haber expuesto sus reivindicaciones en el Ayuntamiento, Diputación, Consejería de Empleo y Subdelegación del Gobierno, si haber obtenido hasta ahora ningún resultado positivo.

Su intención es mantener también las concentraciones de cada mañana en la plaza de San Juan de Dios y por las tardes repetirlas a las puertas del santuario de la Patrona, la Virgen del Rosario.

Ayer los parados manifestaron su intención de encerrarse al sacerdote José Carlos Muñoz, que celebró la Eucaristía por la tarde por ausencia del prior del convento, el dominico Pascual Saturio, que se encuentra en Granada participando en el capítulo de la Provincia Bética. Este periódico localizó al padre Pascual que manifestó que asumía el encierro como una forma de ayudar a los parados, si bien les sugería que lo llevaran a cabo en el claustro, para no interrumpir la vida del santuario, donde además pueden acceder a los servicios y comunicarse con el exterior.

Pascual Saturio recordó que ya había vivido tres encierros similares en Santo Domingo, aparte del que protagonizaron otros parados a finales de los años 70.











Un centenar de parados
recorren en manifestación toda la Avenida


La protesta en demanda de empleo concluyó al mediodía ante el Ayuntamiento




EMILIO LÓPEZ. / Diario de Cádiz 03.07.2009 - 01:00




Un centenar de parados, el mismo grupo que ya ha cumplido un mes concentrándose cada mañana ante el Ayuntamiento en demanda de empleo y celebrado reuniones al respecto con representantes de distintas aAdministraciones reivindicando trabajo para los gaditanos, realizaron ayer una manifestación de protesta, que partió sobre las siete y media de la mañana del Complejo Deportivo Ciudad de Cádiz y terminó sobre el mediodía ante el Ayuntamiento, después de recorrer toda la Avenida.


Ante la Casa Consistorial, donde habían sido colocadas unas vallas metálica y situado efectivos del Cuerpo Nacional de Policía, el grupo profirió diversos gritos con sus reivindicaciones.


Finalmente, bajo los toldos de la plaza de San Juan de Dios, el portavoz del grupo, Daniel Castiñeira, leyó un comunicado en el que aludió a que hasta la fecha se había hecho oídos sordos a sus peticiones, destacó que había que acabar con el sambenito de que los gaditanos no quieren trabajar y lamentó que después de veinte años de escuelas-taller y casas de oficios se les diga ahora que no están cualificados.


Terminó afirmando que las movilizaciones que llevan a cabo son el principio y que el cambio de situación está en sus propias manos, para concluir convocándolos para los ocho y media de la mañana de hoy nuevamente ante el Ayuntamiento.


El grupo de parados lleva desde principios del pasado mes de junio concentrándose ante el Consistorio en demanda de empleo y pidiendo que en las obras que se realizan en la capital se contrate a un porcentaje determinado de gaditanos, lo que han hecho saber tanto a la alcaldesa como al presidente de la Diputación.